lunes, 14 de noviembre de 2016

Los Sueños

"Antes que el dulce sueños se apodere de tus lánguidos ojos controla tu adormecimiento"
                                                Pitágoras
Que importancia tiene este enunciado? No podemos controlar nuestros sueños, pero sí la forma de entrar en él. En las enseñanzas de Don Juan , una de las técnicas que el chamán Juan Mathus le enseña a Carlos Castaneda en el camino iniciático es la de poder verse las manos en el sueño, tomar conciencia en él. Para Carl Joung, discípulo de Sigmud Freud nuestros sueño puede funcionar en diferentes niveles, y decirnos que partes de nuestra psique está desbalanceada y anticipar nuestras necesidades futuras. Durante una millonésima de segundo podemos soñar lo vivido durante las 24 horas del día. Cual es la única diferencia entre estar dormidos o despiertos para nuestro cerebro? Aunque parezca extraño sólo la frecuencia de las ondas cerebrales. Incluso en el sueño REM o paradoxal la actividad cerebral es mayor que cuando estamos en estado de vigilia y se acentúa en áreas donde reside nuestra memoria. Leonardo Da Vince sabía que la duración del sueño en todas sus fases era de ciento diez minutos y se forzaba a despertar cada dos horas. Sería este su secreto del más grande artista e inventor de la historia? Para los esenios el sueño era para volver a casa, donde pertenecían. Al despertar volvían al huerto de la hermandad. Para los místicos el sueño es la oportunidad de hacer viajes astrales, en otros planos y dimensiones. Los sueños han revelado a las más grandes personalidades de la historia cosas que han cambiado para siempre el destino de la humanidad. Cada uno de nosotros desea hacer sus sueños realidad. De donde provienen esos sueños no lo sabemos pero sí que de allí descubrimos un propósito elevado. Y ponemos toda nuestra energía en lograrlo. Tenemos certeza que es nuestro destino poner manos a la obra, perseguir nuestro sueños es elevarnos por encima de lo cotidiano para trascenderlo. Pon atención, los sueños no son de materia, son de espíritu. No confundas alcanzar posesiones con los sueños. Poseer es una prisión que esclaviza, el sueño es la libertad de ser tu mismo y realizarte en lo que haces.  Rumi lo describe así; "¿Sabes lo que eres?  Eres un manuscrito de una carta divina.  Eres un espejo que refleja un rostro noble. Este universo no está fuera de ti. Mira dentro de ti mismo;  todo lo que quieras, está ahí. No te alejes de la intención de tu corazón". Esa intención de tu corazón deja un rastro invisible en nuestro sueño. Descubrirlo es descubrir nuestro propósito.@SV